Miercoles 28 de Septiembre de 2022
HACER CLIC AQUÍ

Tráfico ilegal Detuvieron en Rosario a dos hombres que decoloraban loros para venderlos como aves exóticas

Con agua oxigenada obtenían un color amarillo para que parecieran cotorras. La venta ilegal de aves es un negocio millonario.

Dos hombres de la provincia de Buenos Aires, de 26 y 29 años, fueron detenidos en Rosario acusados de maltrato y comercialización de aves, a las que decoloraban con agua oxigenada para poder venderlas como "loros silvestres". Del total de 29 pájaros que tenían en cautiverio, 22 lograron se rescatados con vida. 

Los detenidos, ambos nacidos en la localidad bonaerense de Merlo, fueron denunciados por los vecinos de dos barrios de la zona sur y oeste de Rosario cuando ofrecían las aves para la venta y lograron ser captados por agentes de la Policía de Acción Táctica (PAT).

Al momento de la detención, los loros de color verde y amarillo se encontraban en pequeñas cajas sin alimento y muchos de ellos en mal estado de salud, por lo que un total de 22 fueron rescatados vivos por personal de la Brigada Ecológica de Rosario, mientras que otros siete no lograron sobrevivir, informaron fuentes de la investigación.

"Son loros silvestres de color verde y las personas que se dedican a comercializar este tipo de aves las rocían con agua oxigenada para obtener un color amarillo, para que parezcan cotorras", explicó a la prensa local, el jefe de la Sección Ecológica de la Policía Comunitaria de Rosario.

"Les producen un año irreversible y en realidad, pese a que las rescatadas están siendo asistidas, se van a morir por las quemaduras", añadió el funcionario.

Los detenidos serán acusados por violación a la ley 14.346 de maltrato animal y ley provincial 4.830 de caza y comercialización de aves autóctonas, señalaron a Télam voceros judiciales.

El tráfico ilegal, un negocio millonario

En Argentina, más de 100 especies de aves son afectadas por el tráfico ilegal. Las más buscadas son cardenales copete rojo, cardenales amarillos, rey del bosque, jilgueros, reina moras, tucanes, loros habladores, guacamayos y corbatitas. 

Los principales puntos de venta son ferias, veterinarias y petshops, sitios de e-commerce y redes sociales. En la feria de Pompeya, años atrás, se ha llegado a observar a la venta, en un mismo día, a 700 individuos de aves silvestres.

A nivel mundial, el tráfico ilegal de animales ocupa uno de los primeros puestos dentro de las actividades ilícitas, luego de las armas y las drogas. Por año, este negocio mueve unos 180 millones de dólares. Y el 60% de los animales capturados son aves.

El tráfico ilegal está llevando a muchas especies de aves a la extinción. Es que 9 de cada 10 individuos capturados mueren en el traslado antes de llegar a ser vendidos, debido a las malas condiciones desde que se lo captura y se lo transporta.

Las tortugas, prohibidas

Además de las aves, muchas otras especies sufren el tráfico ilegal. Por ejemplo, las tortugas terrestres son una de las mascotas más populares, pero su venta está prohibida dentro de la jurisdicción nacional, como así también su tránsito interprovincial.

Esto quiere decir que todas las tortugas terrestres que vemos en pajarerías, veterinarias y viveros son ilegales. Lo mismo ocurre con monos, zorros, boas y otros animales.

Fuente: Clarin

Compartir esta nota: